97.3 FM

“Un ataque nuclear es teóricamente posible, pero no necesario”, dijo Putin.

Moscú. Agencias

“Un ataque nuclear es teóricamente posible, pero no necesario”, dijo Putin. Moscú. Agencias

Rusia dispone de más armas nucleares que los países de la OTAN. “Tenemos más armas de este tipo que los países de la OTAN. Ellos lo saben, y siguen intentando persuadirnos para que iniciemos las negociaciones sobre la reducción, pero no lo conseguirán”, expuso este viernes el Presidente Vladimir Putin.

“Todo el mundo espera que empecemos a apretar botones. Pero no es necesario. Esa es la primera consideración. No hay tal necesidad, porque el enemigo no tiene éxito en el frente, de eso se trata. Y, al darse cuenta de que el éxito es improbable, nos provocan para que llevemos a cabo algunas acciones duras en respuesta con la esperanza de señalarnos con el dedo y decir: bueno, mirad qué despiadados son, qué crueles son, y no se puede tratar con ellos, y señalar esto a todos nuestros socios”, afirmó Putin.

Agregó que Rusia ya desplegó la primera parte de armas tácticas nucleares en Bielorrusia.

Durante su discurso en la sesión plenaria del XXVI Foro Económico Internacional (SPIEF), que se celebra esta semana en la ciudad rusa de San Petersburgo, comentó que no brinda evaluación de sus colegas, nunca digo nada sobre Zelensky, pero me hace preguntarme cómo puedes apoyar a la chusma neonazi, dijo.

Putin contó la opinión de sus amigos judíos que creen que Zelenski no es un judío, sino “una vergüenza para el pueblo judío”. Subrayó al respeto, que los neonazis, “secuaces de Hitler”, han sido puestos en un pedestal en Ucrania. El presidente ucraniano, al mismo tiempo, con sus acciones, encubre a estos neonazis.

“Hoy, los neonazis, secuaces de Hitler, han sido colocados en un pedestal de honor como héroes de Ucrania. El Holocausto fue el exterminio de seis millones de judíos. Un millón y medio fueron exterminados en Ucrania, ante todo por manos de los seguidores de [Stepán] Bandera”, recordó Putin.

Rusia es el país que más sufrió en la lucha contra el nazismo, “nunca lo olvidaremos”, declaró el mandatario ruso. Añadió que Rusia tiene “todo el derecho” a considerar que el objetivo declarado de desnazificación de Ucrania es uno de los cruciales, afirmó.

“Los países occidentales están haciendo todo lo posible para asegurarse de que Rusia sea derrotada en el campo de batalla. Pero nos hemos propuesto ciertas tareas en estos territorios. En cuanto a la desmilitarización, pronto Ucrania dejará de utilizar su propio equipo. Todo por lo que pelean, lo obtienen de afuera, pero no ganarás por tanto tiempo”, expresó.

Señaló que las Fuerzas Armadas de Ucrania utilizaron sus reservas estratégicas para la contraofensiva, pero no lograron sus objetivos en ninguno de los sectores. En este sentido informó que Ucrania ya ha perdido 186 tanques y 418 vehículos blindados durante la contraofensiva, las pérdidas crecen cada día.

Putin aseguró que Rusia está abierta a la asociación con todos los países que valoran sus intereses nacionales y están listos para determinar su propio futuro. Los cambios en todo el mundo y en todas las áreas son cardinales, profundos e irreversibles.

El presidente de Rusia hizo hincapié en que la OTAN se involucra cada vez más en el conflicto de Ucrania, destacando que los tanques alemanes Leopard ya “están en llamas” en los campos de la batalla, y lo mismo será con los cazas F-16 de la fabricación estadounidense.

Advirtió también que si los F-16 están emplazados en bases aéreas fuera de Ucrania, pero se utilizan en acciones de combate, Rusia se verá obligada a examinar “cómo y dónde destruir los equipos que se emplean en su contra”.

Putin alertó que “una mayor implicación de la OTAN en este conflicto armado es un riesgo grave”.

El presidente ruso recordó que el ex primer ministro de Italia, Silvio Berlusconi, había contribuido en gran medida al acercamiento entre Rusia y la OTAN, y pidió un minuto de silencio en su memoria. Según el dirigente ruso, algunos de los líderes mundiales actuales ni siquiera tienen educación superior.

Los retos de seguridad a los que se enfrenta el mundo entero harán que se tome conciencia de que debe ser igualitario. Rusia jamás ha cerrado la puerta a la diplomacia, al mismo tiempo, los contactos con EEUU son ahora casi nulos, aunque el país no los ha abandonado.

“Jamás hemos cerrado [la puerta a la diplomacia], son ellos [países occidentales] los que decidieron cerrarla”, precisó Putin.

Sistema internacional neocolonial dejó de existir

El sistema neocolonial “ha dejado de existir”, declaró el presidente ruso.

“Las leyes del mercado funcionan con más fuerza que la situación política actual, eso quiere decir que el intrínsecamente feo sistema neocolonial ha dejado de existir, mientras que el mundo multipolar, de lo contrario, se está consolidando”, declaró el presidente ruso.

El mandatario ruso se refirió a los recientes cambios políticos y cómo su país se ha ajustado a estos. “Rusia no solo tiene socios y amigos, sino también detractores en los mercados mundiales. Estos no quieren competidores, así que intentan ‘anularlos’”, comentó.

Sin embargo, destacó que Rusia ha participado y seguirá participando en la economía mundial. “A pesar de todas las dificultades del año pasado, no hemos optado por el autoaislamiento. Al contrario, hemos ampliado nuestros contactos con socios fiables y responsables en los países y regiones que ahora son los motores e impulsores de la economía mundial”, subrayó.

Asimismo, el volumen del comercio mutuo entre Rusia y otros países ha aumentado considerablemente, especialmente con los Estados “cuyos dirigentes resisten con frecuencia la torpe presión exterior y no se guían por extraños, sino por sus propios intereses nacionales”, destacó Putin.

Putin también señaló que Rusia comenzó a reorientarse hacia los mercados de Asia, América Latina y África “mucho antes” del conflicto en Ucrania. Así lo declaró este viernes durante su discurso en la sesión plenaria del XXVI Foro Eonómico Internacional (SPIEF), que se celebra esta semana en la ciudad rusa de San Petersburgo.

Esto se debe a que “las tendencias de la economía mundial están cambiando”, explicó el presidente ruso.

“Hemos mantenido la estabilidad de nuestra economía”

Putin comenzó su discurso hablando de la evolución de la situación económica en el país euroasiático, en medio de la creciente presión de Occidente. Recordó que el segundo trimestre del año pasado fue “el más difícil para la economía” rusa, pero luego la estrategia elegida por las autoridades y empresas rusas funciona muy bien.

Así, según el líder ruso, las tendencias macroeconómicas están cobrando impulso. Subrayó que el PIB del país ha crecido un 3,3%, mientras que el desempleo se sitúa en el 3,3%, “la tasa más baja de la historia del país”, y la inflación es inferior a la de muchas naciones occidentales y se acerca a su mínimo histórico del 2,9%.

Señaló que el año pasado desde el extranjero pronosticaron que “la economía rusa se convertiría en una economía cerrada”, pero las autoridades del país optaron por “expandir el espíritu empresarial y, como ha demostrado la práctica, hicieron absolutamente lo correcto”. “Gracias a los esfuerzos conjuntos de empresarios, grandes, medianas y pequeñas empresas, con la participación activa de las autoridades, hemos mantenido la estabilidad de nuestra economía”, afirmó.

Añadió que la economía rusa “sale de la espiral del petróleo y el gas”. Reveló que hubo un crecimiento del 9,1% de los ingresos no procedentes del petróleo y el gas entre enero y mayo del 2023.

De acuerdo con Putin, “el impulso del negocio ruso es sustituir a las multinacionales” que no pudieron resistir la fuerte presión política de Occidente. Destacó que cada vez más aparece información de que algunas empresas buscan volver a Rusia.

“Si los productores extranjeros quieren volver a nuestro mercado, y cada vez oímos hablar de ello con más frecuencia, no cerramos nuestras puertas a nadie. Nadie teme a la competencia. Se sabe que es el motor del progreso y del comercio. Crearemos las condiciones necesarias para que funcionen en Rusia. Pero, sin duda, tendremos en cuenta el comportamiento particular de algunos de estos socios para el futuro”, dijo, pero señalando que las autoridades rusas, por su parte, “siempre pondrán en primer plano los intereses de las empresas nacionales”.

Presión occidental

Al hablar de la presión occidental, el mandatario ruso señaló que algunas naciones “simplemente no quieren que otros países del mundo tengan una alternativa a sus aviones, barcos, medicinas, sistemas bancarios, tecnología y otros bienes y servicios”. Subrayó que estos actores del mercado “no necesitan competidores” y por eso “intentan suprimir los nuevos centros de desarrollo tratando de anularlos”. “Sin embargo, tales intentos provocan que los países occidentales cancelen su propia reputación empresarial”, manifestó.

También comentó la congelación de los fondos de ciudadanos rusos por parte de los países occidentales, subrayando que se trata de una violación de todas las normas de su propia legislación y del derecho internacional. Señaló que ya había dicho repetidamente que “la situación en la que se obtienen fondos en Rusia y luego se depositan en cuentas extranjeras conlleva riesgos inaceptables evidentes”.

Mientras tanto, aseguró que Rusia, a su vez, “ha participado y participará en la economía mundial”. Afirmó que, a pesar del comportamiento politizado de los países occidentales, los dirigentes de algunos Estados no sucumben a esta presión, por lo que el comercio mutuo con ellos aumenta y se fortalece.

El presidente ruso subrayó que, “a pesar de todas las dificultades del año pasado”, Rusia “no ha optado por el autoaislamiento” y, al contrario, “ha ampliado sus contactos con socios fiables y responsables en los países y regiones que ahora son los motores e impulsores de la economía mundial”.

El foro tendrá lugar hasta el sábado 17 de junio y cuenta con la participación de las delegaciones de más de 100 países de todo el mundo. Este año el tema principal de este evento es: “Desarrollo soberano, la base de un mundo justo. Unamos esfuerzos por el bien de las generaciones futuras”.

Los participantes del SPIEF han destacado que los países ven el foro como una excelente plataforma para impulsar su desarrollo con el apoyo de Rusia. Así, el evento —que ha acogido delegaciones de más de 20 países del Caribe y de América Central y del Sur, entre ellos Argentina, Brasil, Venezuela, Cuba y México— adquiere una especial importancia para los países latinoamericanos. Este jueves se ha celebrado una sesión específica dedicada a la región.

43 Aniversario

Radio Segovia, La Poderosa del Norte.

× Contáctanos